Colores que calman

Colores que calman

Los colores pueden afectar la forma en la que experimentamos el sonido. Esto es importante al agregar colores a los distintos ambientes de su hogar.  Los colores claros y cálidos están asociados con el ruido alto. Esto significa que si hay mucho ruido, estos colores van a aumentar la percepción y les van a dar la impresión que hay mucho más ruido aún. Los  colores fríos en cambio van a dar la sensación que la intensidad del ruido es menor. Si una habitación tiene colores suaves y poéticos que indiquen exclusividad, la gente va a tender a hacer menos ruido en ese espacio.

No solamente el ruido tiene relación con los colores, por supuesto que la música también. La música fuerte nos hace pensar en los colores claros, cálidos, mientras que la música más suave y tranquila se asocia con colores sutiles y estéticos. Pueden entrenar su percepción de los colores y de la música, imaginándoselos en su mente cuando están escuchando distintos estilos de música.

A menudo los colores se describen con adjetivos que también utilizamos para describir los ruidos, por ejemplo, rojo chillón. Raramente se dice azul chillón o verde chillón.

Definitivamente es buena idea usar colores para contrarrestar un ambiente ruidoso. Si se utiliza amarillo brilloso, o rojo fuego, probablemente aumente la percepción de cualquier ruido que exista. Si los sonidos son muy fuertes, pueden utilizar el verde oliva para contrarrestar.

Al decidir que colores utilizar para un living o una oficina, el nivel de ruido también debería tenerse en cuenta. Todo ruido se puede analizar y contrarrestar con un color que lo oponga. Generalmente son los colores fríos los que ayudan a contrarrestar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *