Consejos para crear una cocina Feng Shui

Desde la antigüedad, la cocina tiene gran importancia en el hogar, ya que es el lugar donde se preparan los alimentos y también donde la familia se reúne para disfrutarlos. Para la cultura oriental, la cocina es un símbolo de riqueza y prosperidad y por tanto debemos cuidar que los elementos que la compongan guarden una perfecta armonía para potenciar las energías positivas.

El Feng Shui tiene una serie de normas que rigen el diseño de las cocinas para lograr el equilibrio necesario en tu cocina. Veamos algunos consejos para crear una cocina Feng Shui.

1. Ubicación de la cocina Feng Shui

Aunque normalmente no podemos elegir donde se ubicará nuestra cocina, su emplazamiento es fundamental. Se recomienda orientarla hacia el sur y que se encuentre cerca de la puerta de entrada, pero que no se vea desde la entrada principal. No es bueno que la cocine esté en el centro de la vivienda.

2. Equilibrio entre los elementos

La cocina está marcada por los elementos fuego y agua, que deben equilibrarse para evitar las energías negativas. El agua está representada en el fregadero, el lavavajillas, la lavarropas y la nevera, mientras que el fuego está en los fogones, el horno y el microondas. Por tanto deben agruparse todos los elementos de agua por un lado y los de fuego por otro, manteniéndose separados ambos grupos, pero no enfrentados. Si el espacio no permite mantenerlos separados físicamente, debemos interponer objetos de acero o madera entre ellos.

3. Ubicación de los fuegos

Los fuegos no pueden alinearse con las puertas, o enfrentarse directamente a ellas. Las vigas y las columnas en la cocina favorecen el Chi opresivo que se transmite a los alimentos.

4. Las aberturas

No debe colocarse la cocina debajo de una ventana. Quien cocina no debe estar de espaldas a la puerta.

5. Separar la cocina del comedor diario

Aunque la casa tenga la cocina y el comedor unidos, es necesario separarlos, al menos visualmente. Esto se puede lograr iluminando la mesa para la comida y dejando el resto del ambiente a oscuras.

6. Colores

El color azul corresponde al elemento agua y el rojo corresponde al fuego, por lo que es aconsejable evitarlos o usarlos con moderación, ya que estos elementos son componentes naturales de la cocina. Es mejor emplear colores neutros como el blanco, crema, beige o tierra, que generan tranquilidad en los espacios. El amarillo aporta calidez.

7. Iluminación

En el Feng Shui Se potencia la iluminación natural. Para la noche, se preferirán las luminarias intensas que propicien un alumbramiento de todos los rincones.

8. Orden

El orden y la limpieza son fundamentales para el Feng Shui, porque permiten captar las energías positivas. La cocina debe ser un espacio acogedor y tranquilo. Si se evitan los televisores, radios y teléfonos, se potenciarán las relaciones familiares.

El jarrón chino, un adorno que no pasa de moda

Los jarrones de porcelana son un clásico elemento decorativo, que suele heredarse de generación a generación. De pequeños hemos escuchado incontables advertencias sobre la fragilidad del valioso jarrón de la abuela. En las casas de antigüedades estos objetos decorativos detentan un espacio protagónico.

Pero pocos fabricantes de jarrones han logrado adornos tan delicados y sofisticados como los artesanos chinos. Y es que la misma porcelana es una de las grandes invenciones de la Cultura China, lujoso material ornamental desde tiempos milenarios. De apariencia firme y frágil esencia, la porcelana china es un material inigualable a la hora de dar delicadeza y suntuosidad al ambiente.

Con o sin flores, los jarrones chinos son un tradicional accesorio decorativo para infundir de aire señorial a cualquier recibidor, sala de estar o dormitorio. Por su delicadeza, es conveniente colocarlos en el resguardo de un mueble, antes que sobre una mesita.

Milenios de tradición concentrados en un jarrón

Si la fina porcelana es un atributo especial del jarrón chino, también lo son los dibujos decorativos que lo recubren. Los jarrones artesanales están pintados a mano con diseños llenos de arte y color. Las formas mitológicas de Oriente y los floridos jardines de esas tierras son los motivos preferidos para decorar los jarrones. Por ello, se trata de elementos inigualables para decorar una sala con estilo oriental, sobre todo si se trata de una habitación destinada a la meditación y relajación.

Para la cultura china, los jarrones simbolizan mucho más que un mero accesorio decorativo, teniendo una relevante función ritual y energética. No solo se les utilizaba para guardar fragancias, licores, escritos e incluso las cenizas de los difuntos, sino que  también se consideraba que, cuando vacíos, atesoraban la energía de quienes los contemplaban, logrando mayor magnificencia.

En la actualidad, los jarrones representan un lugar destacado en el sistema del Feng Shui, en tanto se considera que aumentan el Chi positivo del lugar. Por esta razón, los jarrones deben colocarse en puntos bien visibles, recibiendo a quienes ingresan a la habitación o casa. Lo ideal es que el diseño del jarrón contenga tanto los colores del yang (rojo, verde, anaranjado, marrón, amarillo, dorado) como los del ying (blanco, negro, azul, celeste, violeta), prevaleciendo la energía yang.

El Feng Shui para el exterior

el-feng-shui-para-el-exterior

El Feng Shui nos ayuda a mejorar física, mental y espiritualmente, conformando espacios para vivir y trabajar donde se canalicen las energías positivas para nuestro beneficio. Hablar de un buen Feng Shui significa considerar el ambiente interno y el externo para lograr un entorno beneficioso que potencie las energías positivas y minimice o elimine las negativas.

Solemos considerar sólo el aspecto interior de nuestras viviendas para aplicar el Feng Shui. Esto se debe a que generalmente estamos condicionados por compartir edificios, por las normativas respecto a los espacios externos, etc. Pero está incluido tanto el espacio exterior como la construcción del edificio para la incidencia del entorno energético. Por ejemplo, las montañas ayudan a retener el Chi, por lo que alcanza con que sean visibles desde nuestro hogar para que resulten una fuente de energía positiva.

El agua es generadora del Chi, cuando es tranquila. Por ello es favorable la instalación de fuentes, estanques u otro espejo de agua cerca de la casa.

La puerta de acceso a un edificio debe ser de tamaño acorde al tamaño del edificio, y ser amplia para permitir el flujo energético. El espacio anterior al acceso debe estar lo más despejado que sea posible.

Es aconsejable evitar las formas muy grandes o radicales en las cercanías de la entrada como árboles muy grandes, antenas, postes de luz, porque funcionan como pantallas contra el Chi.

El Feng Shui en los jardines:

La vegetación debe estar sana y el jardín limpio y ordenado, ya que es una fuente energética y puede funcionar como un santuario para recargar energías.

Los senderos deben ser sinuosos, como el flujo del Chi, que no se mueve en línea recta.

Los árboles tienen diversas simbologías: pino y bambú son nobles y signo de longevidad. Los frutales representan la vitalidad y la fortuna. La peonia simboliza el amor en los jardines chinos.

Según los principios de esta disciplina, las casas deben tener agua en el frente y montañas detrás, porque el agua atrae la prosperidad y la montaña la retiene. El sentido del agua debe fluir hacia la casa para que la energía se dirija a ella.

El dormitorio del bebé con Feng Shui

el-dormitorio-del-bebe-con-feng-shui

Para el Feng Shui, el entorno en que el niño se desarrolla es de gran importancia para que alcance todo su potencial y sea exitoso en lo personal y en lo profesional.

El orden genera armonía, por el contrario, el caos provoca la desarmonía. Por lo tanto, el dormitorio del bebé debe estar ordenado y no se debe sobrecargar de objetos, pues le restarían energía.

La cuna en el dormitorio del bebé:

La cuna del bebé debe ser de madera según la disciplina Feng Shui, con espacios en la cabecera, debe estar alejada de la ventana, esto garantiza una mejor calidad de vida y un entorno armonioso. Una habitación ideal es aquella que se parece al vientre materno porque es la que ofrece al niño seguridad y confort.

El mantenimiento del orden favorece la circulación del aire y la luz, esto contribuye a darle seguridad y tranquilidad al bebé. Además de esto, es importante los muebles que se elijan, los colores y los juguetes. En las paredes es conveniente utilizar materiales naturales como madera, fibras naturales y pinturas al agua (que son menos nocivas).

La madera es el material idóneo para los primeros años de vida, porque promueve la actividad, la iniciativa, la concentración y la creatividad.

La cuna se debe ubicar de manera que el bebé no pueda quedar con los pies hacia la puerta de entrada, ya que esto es muy negativo y puede tornarlo irritable.

Se evitarán en lo posible las alfombras debido a su capacidad para almacenar tierra, lo cual podría provocar alergias. Debe garantizarse la ventilación apropiada del dormitorio para que las energías positivas circulen y desaparezcan las malas influencias. El mobiliario debe ser lo más sencillo posible.

Las telas de tapicería que se empleen deben evitar la acumulación de polvo.

Las estanterías que puedan colocarse en el dormitorio, no deben ubicarse sobre la cabeza del bebé porque produce dificultades para expresarse y para la convivencia, también algún tipo de rebeldía.

Consejos Feng Shui para la habitación del bebé:

• Emplear materiales naturales para ropa de cama, cortinados, alfombras, pisos, muebles y juguetes.
• Mantener el orden.
• Tener distintos tipos de luz, para el día y para la noche.
• Limitar los aparatos eléctricos cerca de la cuna (filtros de aire, vaporizadores, ventiladores; evitar televisores, teléfonos, etc.).
• Ventilar diariamente.
• Utilizar colores suaves para las paredes, en tonos de verde, azul, rosa, naranja o beige. No utilizar rojos, amarillos, negros o grises.
• La cuna debe estar lo más alejada que sea posible de la puerta, apuntando al norte que simboliza la quietud. Se pueden aceptar el suroeste y el noreste.
• Mantener vacío el espacio debajo de la cuna.
• Limitar el número de objetos en la habitación.
• Es preferible utilizar cortinas en lugar de persianas. Mejor si son blancas.
• Evitar los muebles y objetos con esquinas cerca de la cabecera de la cuna.
• No se aconseja decorar las paredes con dibujos de colores chillones o figuras de acción. Estos temas no favorecen el descanso, son apropiados para el sector de juego. Se aconsejan diseños extraídos de la naturaleza (evitando los animales feroces). La temática marina puede emplearse como detalle, pero no como dominante, porque puede favorecer el desarrollo de trastornos renales o respiratorios.

Consejos para decorar un comedor con Feng Shui

consejos-para-decorar-un-comedor-con-feng-shui

El Feng Shui nos enseña la mejor manera de disponer los objetos del hogar para favorecer la circulación de las energías. El momento de tomar los alimentos constituye uno de los más importantes en el día porque es cuando el cuerpo se alimenta y debe ser un momento relajado y armonioso, carente de elementos de distracción como la televisión o excesivo mobiliario. El entorno debe permitir que se comparta la comida en un ambiente distendido y acogedor, ya que este hecho fortalece los lazos de afecto y confianza.

El comedor es la estancia dedicada al acto de la alimentación y debe cumplir esta función ofreciendo instancias para el fortalecimiento de los lazos afectivos y familiares. Por ser un sector social, estará en la parte delantera de la casa, o sea más cerca de la calle y del ruido.

Cómo acondicionar el comedor de acuerdo al Feng Shui:

El comedor debe brindar intimidad y seguridad. Las sillas se ubicarán junto a paredes sin ventanas, pero si no es posible, las ventanas deben estar cubiertas por cortinas adecuadas.

Una posición de jerarquía dentro del comedor es la cabecera de la mesa, o el sitio más alejado de la puerta en la mesa.

Para comer, es conveniente retirar las sillas sobrantes, en todo caso, no deben quedar más de dos sillas vacías.

Es aconsejable que haya una luz directa sobre la mesa, para que ilumine puntualmente el centro de la misma, ya que la luz atrae y genera atención, favoreciendo la comunicación.

Para brindar intimidad, el comedor estará separado de los otros ambientes (aunque esta separación sea virtual). Debe estar separado de la cocina para separar las actividades.

La mesa debe ser preferentemente circular u ovalada, para facilitar la interacción de los comensales. En caso de que no sea posible, tendrá al menos, las puntas redondeadas. El espacio que contenga a la mesa debe ser amplio, para que los comensales se sientan libres. La mesa no debe ubicarse alineada con la puerta, tampoco en diagonal.

Las formas de las mesas están relacionadas con los elementos:
– Cuadrada: corresponde a la tierra, brinda estabilidad y un estilo de vida conservador.
– Rectangular: el elemento es la madera, es un espacio de jerarquías que se ubican en las cabeceras.
– Redonda: corresponde al metal, todos los comensales están en posición equidistante y por tanto simboliza la igualdad y la fraternidad.

El mobiliario y los adornos será de materiales que favorezcan el flujo de energía. El metal contrarresta los problemas de salud asociados a la alimentación, se usará para mesas y sillas. Si son de otros materiales, puede suplirse utilizando adornos de metal sobre la mesa.

Un reloj de pared con péndulo metálico sirve para eliminar las energías negativas con el movimiento del metal.

La madera ayuda a la relajación y el confort. El cristal favorece la actividad y la inquietud.

Los colores del comedor:

El color es un elemento muy importante en el comedor por los efectos que tiene sobre las personas, por lo que podemos favorecer la alimentación utilizándolos adecuadamente.

Los colores del comedor deben favorecer la buena alimentación como el celeste, que brinda paz espiritual, el verde, el naranja o el rojo claro.

No solo los colores de las paredes y el mobiliario importan, también debemos contemplar los colores de la vajilla y la mantelería.

Los colores de la gama del naranja como durazno y salmón, sirven para integrar y favorecen la comunicación. Son ideales para facilitar el desarrollo de una comida con invitados que no se conocen.

El rojo estimula el apetito. El verde crea un ambiente lúdico. El azul es inhibidor del apetito, es ideal para quienes desean adelgazar. El púrpura simboliza un evento especial, aconsejado para cenas íntimas y aniversarios.

El blanco es el color del protocolo y la formalidad. La complejidad del servicio hará más prolongada la comida.

Debemos evitar en el comedor:
– Hacer de la mesa un depósito de objetos.
– Tener una iluminación muy intensa.
– Los revestimientos de piso muy fríos (mármol, mosaico, etc).

Consejos de Feng Shui para el baño

consejos-de-feng-shui-para-el-bano

El Feng Shui es un sistema de estética chino que busca el uso de las leyes de la astronomía y la geografía para mejorar la vida de las personas que se benefician con el aporte de Chi positivo.

El Feng Shui nos ofrece una respuesta para cada ambiente del hogar, incluido el baño. Para ello nos brinda una serie de preceptos que debemos obedecer para mejorar la circulación de las energías en el hogar.

Los preceptos para la decoración Feng Shui del baño:

• El baño no puede ubicarse en el centro de la casa, porque las energías que se mueven en su interior están vinculadas con los desechos y por eso no es conveniente que esté en el núcleo del hogar. Otras ubicaciones inconvenientes son: frente a la puerta de calle, cerca de la escalera, de la cocina o el comedor.

• El inodoro no debe ubicarse frente a la puerta, sino detrás de ella, para que no quede a la vista, evitando que la energía negativa de los desperdicios se expandan por toda la casa. Además, tanto la tapa del inodoro como la del baño, deben permanecer cerradas por el mismo motivo.

• La higiene del baño es fundamental por cuestiones sanitarias y porque la evacuación de los desechos orgánicos está vinculada a energías negativas.

• El baño es un sitio de relajación debe estar equipado con el mínimo de elementos, los muebles deben ser de líneas puras. La iluminación natural es la más aconsejable. En esta habitación de la casa, los espejos cumplen una función positiva.

• El equipamiento del baño debe incluir todos los elementos: agua, metal, madera, tierra y fuego. Pueden estar presentes a través de los objetos decorativos como: jabones de hierbas, plantas, velas, etc.

• Los colores del baño deben estar ligados con los colores de la naturaleza, preferentemente los azules y verdes en tonos pastel, los que incrementan el flujo del Chi y protegen de los problemas con las cañerías.

• El agua es uno de los elementos más importante y debe cuidarse, puesto que es el símbolo del dinero. No debemos permitir pérdidas porque esto atenta contra la prosperidad del hogar.

El Feng Shui y la iluminación

El Feng Shui y la iluminación

El Feng Shui utiliza los 5 elementos (madera, fuego, tierra, metal y agua) como formas de solucionar conflictos de energía en un hogar. Los conceptos básicos son simples: utilicen sentido común en la distribución de los muebles,  mantengan el lugar ordenado y asegúrense que haya una buena distribución y fluidez que permitan fomentar el diálogo.

El Feng Shui sirve para todo tipo de instalaciones, ya sea un hogar, un establecimiento comercial, de salud o un restaurante.

Las luces son buenas soluciones a los problemas que puedan tener en su hogar. La luz en sí misma se considera un activo importante, sin importar el ambiente en el que esté.

Algunos expertos comparten diversos consejos básicos relativos al Feng Shui y la iluminación.

*Suavicen las esquinas rígidas de un ambiente, utilizando acentos luminosos. Esto aumenta el flujo de energía y genera una atmósfera relajada.

* Las arañas no deberían colgar por encima de las sillas. De hecho, ninguna persona debería sentarse directamente debajo de un objeto que cuelgue.

* Las lámparas se pueden utilizar de muchas formas diferentes. Son prácticas para iluminar un espacio oscuro, y pueden ser las “curas” del Feng Shui.

* Los espejos se deberían utilizar detrás del horno, cuando nuestra espalda da hacia la puerta de entrada, al momento de cocinar.

El Feng Shui y los colores

Los colores tienen diferentes efectos en las personas. Las diferentes tonalidades tendrán resultados radicalmente diferentes en el comportamiento psicológico de la gente.

Cómo lo hacen sentir
Los colores oscuros pueden ser o relajantes o depresivos; los colores claros pueden ser motivadores o molestos, y los colores extremos pueden elevar el ánimo o ser irritantes. Presten atención a como los hacen sentir estos colores. Cuando visitan los hogares de otras familias, presten atención al efecto que les genera entrar a esa habitación. A veces sucede que entran a un lugar y automáticamente se sienten relajados. Otros lugares pueden tener efecto negativo, generando un sentimiento de incomodidad sin ningun motivo aparente. Recuerden los colores y tonalidades de estos espacios,

Cómo hacen sentir a los demás

Los colores también afectan la naturaleza de la interacción, y cuando ingresan a un lugar nuevo, siempre deberían prestar atención a la forma en que la gente se comporta con los demás. Si hay una habitación en su hogar donde la gente tiende a pelear, cambien el color de las paredes de ese espacio. Los colores fuertes pueden irritar la vista de las personas y aumentar el metabolismo, generando más ganas de discutir. Los espacios oscuros no solamente ponen a la gente de mal humor, sino que también generan que la gente se sienta aletargada.

El color y la distribución no son las únicas cosas que influyen en las interacciones, pero si le prestan atención podrán entender la sutíl diferencia que puede provocar.

Experimentar

Es importante que no tengan miedo a equivocarse. Si no cometen errores, probablemente no aprendan demasiado. Presten atención a las variaciones emocionales que sienten al colocar diferentes objetos decorativos y colores en distintos espacios. Si sienten que deben hacer alguna modificación no tengan miedo. Luego observen las diferencias emocionales e interactivas.

Si no tienen el tiempo o la fuerza para estar moviendo los muebles constántemente, traten de imaginar los diferentes escenarios. Siéntense en un lugar tranquilo, cierren los ojos e imaginen el ambiente con un estilo diferente. Presten atención a todos los problemas que pueden llegar a sentir.

El Feng Shui es un método de decoración de interiores muy respetable, con una larga historia detrás. Sin embargo, su origen se basa en prueba y error. Hoy en día pueden recrear ese método, experimentando ustedes mismos en su hogar hasta crear un espacio que afecte de manera positiva a toda su familia.

Aunque probablemente el primer intento no sea perfecto, cada uno de estos intentos va a permitirles aprender un poco más.

Feng Shui para los más chicos

Feng Shui para los más chicos

El Feng Shui no solamente se utiliza para los adultos, sino que también tiene muchos beneficios para los dormitorios de los chicos. Se cree que estimula el equilibrio, la relajación, el éxito y hasta la motivación en los más pequeños.

Para lograr un equilibrio en la vida de los chicos, habría que ver qué cosas hay en su habitación y que está pasando en su vida, ya que las dos cosas en conjunto son parte de un sistema que necesita estudiarse como tal.  Por ejemplo, si el niño es disperso y tiene problemas para concentrarse, entonces se recomiendan telas suaves para la habitación, con sonidos naturales y luz tenue.

A su vez, se recomienda crear un espacio que le dé al niño una sensación de seguridad y calidez.  Esto se logra por ejemplo, colocando la cabecera de la cama contra una pared, colocando interruptores en la entrada de la habitación y al lado de su cama.

Por otra parte, se recomienda mantener un órden en la habitación, tratando de eliminar las cosas que no sean necesarias para el niño. Para esto, pueden guardar todos los juguetes, libros etc. en grandes cajas o armarios.

Al igual que los adultos, los niños también necesitan descansar,  por lo que se recomienda moderar el nivel de estímulo para que se pueda inducir el sueño normalmente. Se deben evitar los colores muy llamativos por este motivo.
Se recomiendan 3 tips fundamentales para los padres:

1. Dormir en la habitación.
Se sugiere que los padres duerman alguna vez en la habitación de los chicos, para que vivan la misma experiencia y vean como se sienten. Fíjense si hay algo que haga sombra en la oscuridad que pueda asustar al chico, si se escuchan ruidos, si entra demasiada luz por la mañana, etc.  Si su hijo está teniendo problemas para dormir, puede ser por alguno de estos motivos.

2. Ponerlo en palabras
Se recomienda preguntarse como se sienten en la habitación. La respuesta debería ser una sola palabra, no una descripción de cuánto le gustan las cortinas o la alfombra.

3. Trabajo en equipo
Dependiendo de la edad del chico, se recomienda que ayuden con la decoración. Si el chico tiene la edad suficiente, se le podría consultar y hacer que colabore con algunos detalles.

En cuanto a las habitaciones de niños o niñas, las reglas son las mismas para ambas. Como cada niño es diferente, se sugiere prestarle especial atención a los objetivos y sueños particulares de cada uno.

El dormitorio de una niña debería ser diferente al dormitorio de un varón, de acuerdo con las preferencias culturales que se relacionan con su género. Comúnmente se relaciona el rosado con las niñas y el celeste con los niños. En el Feng Shui esto se deja de lado, y se tiene en cuenta al individuo y sus preferencias.

Feng Shui para su cocina

Feng Shui para su cocina

Lo primero que deben hacer para promover el chi o energía en su cocina es quitar todo lo que no utilicen. Como la energía está en constante flujo, los objetos innecesarios van a bloquear esta energía. Por ejemplo, los centros de mesa demasiado grandes y extravagantes se pueden remplazar por una simple planta natural. No llenen la cocina de zapatos ni libros etc.

Los dos elementos principales de su cocina son el fuego y el agua. La pileta y la heladera representan el elemento agua. El elemento fuego está representado por la cocina. Es importante que estos dos elementos no estén uno al lado del otro., ya que se va a crear un conflicto de energía. Si esto no es posible, hay algunas cosas que pueden hacer para promover el flujo de energía positiva. La primera es colocar una pieza de cristal entre ambos elementos. La segunda es colocar una pequeña planta o cañas de bambú entre ellas.

Hay muchas pautas en relación a la cocina y las hornallas. Es importante que la cocina se mantenga limpia, tanto externa como internamente. Asegúrense de utiilzar todas las hornallas regularmente. Ellas representan un potencial generador de riqueza. La cocina debería estar colocada de tal forma que tenga una vista clara de la puerta de entrada. Si esto no es posible, coloquen un espejo arriba de la cocina.

También es muy importante mantener la cocina lo más limpia y clara posible. El uso del blanco promueve la energía positiva, armonizando los objetos de metal. El amarillo también es un buen color para utilizar Los azulejos con un acabado brilloso van a mantener la energía en constante movimiento. Cambien todas las lamparitas quemadas que puedan tener, ya que la oscuridad promueve la energía negativa. .

Otra buena idea es colocar frutas frescas a la vista, por ejemplo, en un canasto. Esto es símbolo de riqueza y abundancia. A su vez, las plantas y flores naturales que se colocan en la cocina también promueven la energía positiva. Sin embargo, se recomienda mantener los ajos y la cebolla fuera de la vista.

El flujo de energía en la cocina es de extrema importancia. El alimento es básico para nuestra salud, y por esto es esencial tener un flujo positivo de energía en el lugar donde se almacena y se prepara. Si siguen estos pasos sencillos pueden mejorar significativamente la energía y su salud.