Cómo renovar el dormitorio sin cambiar los muebles

Cómo renovar el dormitorio sin cambiar los muebles

El presupuesto no es una excusa válida a la hora de decorar tu dormitorio, ya que puedes aprovechar todos los elementos que tienes y reformarlos para cambiarles completamente el aspecto. Te daremos algunos trucos para que sepas cómo renovar el dormitorio sin cambiar los muebles.

En el caso de este dormitorio, es evidente que necesitaba una renovación urgente. Los muebles estaban despintados, los colores del dormitorio eran deprimentes y la decoración caótica.

Cómo renovar el dormitorio sin cambiar los muebles
Antes
Cómo renovar el dormitorio sin cambiar los muebles
Después

Para comenzar a renovar el dormitorio se cambiaron radicalmente los colores. Las paredes se pintaron de un gris claro, más luminoso que el beige anterior, y en consonancia con los colores de muebles y tapicería. En la pared de cabecera se optó por un papel tapiz negro que otorga personalidad y distinción a la estancia.

Como no se realizó obra, el piso se mantuvo tal cual estaba, pero para disimularlo se utilizaron unas gruesas alfombras negras, a tono con los tejidos de la tapicería.

Los muebles en blanco laqueado adquieren distinción y relevancia, a la vez que aportan luminosidad. El cabezal de la cama se sustituyó por uno capitoneado en blanco, mucho más confortable y elegante.

Las cortinas, al igual que el cobertor, se eligieron en negro, a tono con el papel tapiz de la pared de cabecera.

Tanto la araña como las portátiles, se sustituyeron por otras más modernas al tono. El espejo de la cómoda también se pintó de negro para contrastar con las paredes.

Completando el diseño, se incluyeron algunas fotografías de aviones en blanco y negro, además de algunos objetos decorativos en blanco. El resultado es increíble, un dormitorio suntuoso y acogedor, sin gastar mucho dinero, ni cambiar los muebles.

Consejos para diseñar la habitación de huéspedes

Aquí tienes algunos consejos e ideas decorativas para hacer del cuarto de huéspedes un espacio cómodo, en donde nuestros invitados se sientan bienvenidos. La decoración de estas habitaciones tiene que ofrecer la versatilidad para recibir a cualquier tipo de invitado. Antes de comenzar a decorar, piensa en qué te gustaría encontrar en la habitación de un hotel.

No causaremos una buena impresión si ponemos la cama y el colchón más viejo que nos está sobrando en la habitación de huéspedes. Si tu presupuesto no te permite comprar una cama nueva, alcanza con comprar un buen colchón que sea resistente. Teniendo un colchón bien cómodo, podemos colocarlo incluso en el piso.

La ropa de cama, las almohadas, mantas, fundas y sábanas deben ser de buena calidad y estar planchadas para dar un buen aspecto a la habitación. Siempre debes tener un juego de sábanas extra y toallas para que usen los invitados.

Debes procurar que en la habitación haya un espacio para colocar la maleta. Una mesa, un banco o incluso una silla es mejor que nada. A nadie le gusta tener que agacharse para recoger un par de medias. Si tienes una cómoda o mesas de luz con cajones, procura que al menos un par queden vacíos para que el huésped pueda guardar sus objetos personales.

Para colgar la ropa, lo ideal sería tener algún armario con perchas, pero si el espacio o tu presupuesto no te lo permiten, al menos cuelga un perchero de la pared con seis u ocho ganchos.

Evita llenar la habitación de adornos y otros elementos que sobran en la casa y no sabemos dónde colocar. La habitación no transmitirá el mensaje de bienvenida si encima de la cómoda exhibes tu colección de muñecas o llenas el armario con ropa fuera de temporada.

Cuanto más espacio tengamos, más cómodo y acogedor resultará para nuestros huéspedes. Sólo deja los elementos que tengan alguna utilidad, como un reloj y un calendario, y deshazte del resto. Un buen ejercicio es pensar en qué cosas no encontraríamos en un hotel, y sacarlos de allí.

Coloca un sillón, una silla tapizada con una mesa y cerca de la lámpara. Queremos que los invitados tengan una pequeña área para hacer sus tareas, y que no tengan que sentarse en la cama para ello.

La habitación debe tener una buena iluminación, de preferencia el interruptor debe ser accesible desde la cama. Si la iluminación del techo no es suficiente, debemos colocar una lámpara que provea luz suficiente para la lectura. Puede estar cerca del sillón o de la cama. Un espejo con aumento y luz sería un excelente detalle.

Algunas amenidades simples que deberías colocar en la habitación son, un reloj despertador, papel, lapicera, tijeras, cinta adhesiva, un pequeño costurero y un secador de pelo. Si tienes una plancha y tabla de planchar extra puedes colocarla allí. Un teléfono dentro de la habitación agregaría un punto extra al dormitorio.

Por último, para dar privacidad y control de la luz a los invitados, es necesario que coloquemos cortinas. Una buena y sencilla opción es colocar una cortina ciega.

Cinco estrellas hawaianos

Los hoteles más lujosos concentran todos sus esfuerzos en hacernos sentir como en casa. ¿Por qué no acondicionar nuestro dormitorio para que ofrezca las exclusivas comodidades de un cinco estrellas? ¿Y qué tal si ambientamos ese cinco estrellas en una exclusiva playa Hawaiana?

Para que des un giro hawaiano al dormitorio de tu casa en la playa, te mostramos ideas decorativas provenientes de los mejores hoteles de Hawaii. Prepárate  para escuchar las olas del Océano Pacífico rompiendo en tu ventana.

La simplicidad del mar: Hapuna Beach Prince

Este lujoso hotel se caracteriza por sus maravillosas terrazas frente al mar. Un balcón con terraza integrado al dormitorio es el complemento perfecto para crear un clima veraniego. No importa si tu casa no está enclavada frente al mar: una linda vista al jardín es más que suficiente para que tu cuarto se inunde de frescura y naturaleza.

Dejando protagonismo a la impactante vista, la decoración de las habitaciones del Hapuna Beach Prince es discreta, de líneas simples y muy elegantes. Los tonos beige de la moquete y la pared recrean los destellos dorados de la arena, mientras que el azul oceánico está presente en el cubrecama y el almohadón. Sillones de rafia y flores tropicales complementan la acogedora propuesta decorativa.

Sobriedad tropical: Moana Surfrider


La decoración tradicional se mezcla con la extrema comodidad y el típico brillo hawaiiano en las habitaciones del Moana. El beige claro es la base elegida para acentuar la cama totalmente blanca, el cálido revestimiento en madera sobre la pared de la cama, el mobiliario elegante y los toques verdes de los accesorios. Flores blancas o un cuadro con hibiscos le darán una inigualable frescura hawaiana a tu habitación.

Ultra Chic: Kahala Hotel & Resort

El lujo es la marca característica de la cadena hotelera Kahala, y sus suites no escapan a esta distintiva condición. La ambientación de estas estancias ha sido denominada Kahala Chic por parte de sus decoradores, y se inspira en la comodidad residencial y las tonalidades isleñas. Grandes ventanales abren espacio a maravillosas vistas naturales, permitiendo el ingreso de mucha luz, que acentúa la claridad predominante en la decoración. La escala cromática de esta habitación abarca el blanco, marfil, beige, amarillo patito y anaranjado claro, introduciendo el sol y la arena en la ambientación.

La cama mullida, con ropa de cama en algodón egipcio, es una invitación al descanso total. Tras un día de caminatas por la playa y deportes acuáticos, nada mejor que relajarse profundamente en la comodidad de un somier. Los toques étnicos de los almohadones y la elegancia de los muebles en madera oscura dan la nota final para el estilo hawaiano más chic.

Encanto boutique: Wailea Luxury Hotel

Las habitaciones de este lujoso establecimiento detenta el encanto de los hoteles boutique, caracterizados por su decoración individual y sus sofisticados detalles.
La calidez de esta suite se logra con muchas plantas y flores tropicales, predominando el color rojo a juego con la divertida textura de los almohadones. Con unas frutas frescas en un plato de cerámica complementarás el ambiente tropical de suaves aromas.

 

Cinco estrellas hawaianos

 

Los hoteles más lujosos concentran todos sus esfuerzos en hacernos sentir como en casa. ¿Por qué no acondicionar nuestro dormitorio para que ofrezca las exclusivas comodidades de un cinco estrellas? ¿Y qué tal si ambientamos ese cinco estrellas en una isla tropical o una playa Hawaiana?

Para que des un giro hawaiano al dormitorio de tu casa en la playa, te mostramos ideas decorativas provenientes de los mejores hoteles de Hawaii. Prepárate para escuchar las olas del Océano Pacífico rompiendo en tu ventana.

 

La simplicidad del mar: Hapuna Beach Prince

Este lujoso hotel se caracteriza por sus maravillosas terrazas frente al mar. Un balcón con terraza integrado al dormitorio es el complemento perfecto para crear un clima veraniego. No importa si tu casa no está enclavada frente al mar: una linda vista al jardín es más que suficiente para que tu cuarto se inunde de frescura y naturaleza.

Dejando protagonismo a la impactante vista, la decoración de las habitaciones del Hapuna Beach Prince es discreta, de líneas simples y muy elegantes. Los tonos beige de la moquete y la pared recrean los destellos dorados de la arena, mientras que el azul oceánico está presente en el cubrecama y el almohadón. Sillones de rafia y flores tropicales complementan la acogedora propuesta decorativa.

 

Sobriedad tropical: Moana Surfrider

La decoración tradicional se mezcla con la extrema comodidad y el típico brillo hawaiiano en las habitaciones del Moana. El beige claro es la base elegida para acentuar la cama totalmente blanca, el cálido revestimiento en madera sobre la pared de la cama, el mobiliario elegante y los toques verde manzana de los accesorios. Flores blancas o un cuadro con hibiscos le darán una inigualable frescura hawaiana a tu habitación.

Ultra Chic: Kahala Hotel & Resort

El lujo es la marca característica de la cadena hotelera Kahala, y sus suites no escapan a esta distintiva condición. La ambientación de estas estancias ha sido denominada Kahala Chic por parte de sus decoradores, y se inspira en la comodidad residencial y las tonalidades isleñas. Grandes ventanales abren espacio a maravillosas vistas naturales, permitiendo el ingreso de mucha luz, que acentúa la claridad predominante en la decoración. La escala cromática de esta habitación abarca el blanco, marfil, beige, amarillo patito y anaranjado claro, introduciendo el sol y la arena en la ambientación.

La cama mullida, con ropa de cama en algodón egipcio, es una invitación al descanso total. Tras un día de caminatas por la playa y deportes acuáticos, nada mejor que relajarse profundamente en la comodidad de un somier. Los toques étnicos de los almohadones y la elegancia de los muebles en madera oscura dan la nota final para el estilo hawaiano más chic.

 

Encanto boutique: Wailea Luxury Hotel

Las habitaciones de este lujoso establecimiento detenta el encanto de los hoteles boutique, caracterizados por su decoración individual y sus sofisticados detalles.

La calidez de esta suite se logra con muchas plantas y flores tropicales, predominando el color rojo a juego con la divertida textura de los almohadones. Con unas frutas frescas en un plato de cerámica complementarás el ambiente tropical de suaves aromas.

Dormitorio infantil en verde manzana


La decoración del dormitorio infantil invita a contrastes coloridos y acentuados, y por eso nos permite dejar volar la imaginación para utilizar gamas y combinaciones que quizás descartaríamos para otras partes de la casa.

Un color muy difundido para la ambientación de cuartos infantiles es el luminoso verde manzana. La frescura natural de este color enseguida nos instala en un clima distendido y juvenil, que es lo que todo dormitorio de niños necesita.

La riqueza de este tono radica en su adaptabilidad a innumerables decoraciones, y en su carácter universal para nenas, varones y dormitorios mixtos. Este color es la base perfecta para decorar dormitorios de todas las edades, desde la habitación de un recién nacido como la de adolescentes.

Dónde colocar el verde manzana

Para empezar una decoración basada en el verde manzana, la más extendida opción es pintar las paredes en este tono. Al ser un color claro, perfectamente puede pintarse la totalidad de superficies e incluso el techo, sin riesgos a que sature. El resultado será una habitación llena de energía positiva y luminosidad.

Si vas a usar verde manzana en otros elementos del cuarto, es preferible que las paredes sean pintadas de un tono más neutro (con más blanco y amarillo) que el de los accesorios, para que estos puedan resaltar y la decoración se enriquezca en la variedad de tonalidades. Esta base verde en las paredes te permitirá componer una decoración llena de colorido: amarillo, rojo, naranja, azul, verde y violeta podrán mezclarse en modulares, escritorios, cortinas, colchas, almohadones y alfombras. Para no sobrecargar, siempre es bienvenida una buena dosis de blanco en cajones y repisas.

Pero para que el protagonista sea el verde no es necesario cubrir las paredes de este color. Solo hace falta destacar algunos muebles y accesorios con un intenso color manzana, que contraste con tonos más pálidos en paredes y suelo (manteca, beige, gris, colores pastel). Aunque solo esté en algunos detalles, por su vistosidad, será el verde el que robe todas las miradas de la decoración.

Precisamente, por esta intensidad, es conveniente atenuar su poder, equilibrándolo con otro color. Así crearemos climas diferentes para cada estilo de dormitorio.

Combos de manzana

Con blanco. El verde manzana y el blanco son eternos aliados. Su integración en los diferentes elementos del dormitorio logra un ambiente cargado de júbilo, ideal para todas las edades y para chicos y chicas por igual. Podemos jugar con las formas geométricas para dar variedad a este estilo, a través, por ejemplo, de una pared a rayas o a lunares. En los dormitorios adolescentes, el negro integrado a esta combinación le dará la nota más madura y juvenil.

Con amarillo, rojo o anaranjado: Al ser colores cítricos, estas tonalidades se adaptan de maravilla al verde manzana, tanto por separado como aunadas. Un aire frutal se disfrutará en un dormitorio acondicionado en estos alegres colores.

Con rosa: Para no dejar de lado los tradicionales colores de niña y actualizarlos con un efecto vanguardista, se puede combinar el verde manzana aclarado con un rosa viejo o lila claro. Puede parecer una mezcla extraña, pero los resultados son muy atractivos, siempre que los colores estén dentro del mismo esquema de luminosidad. El violeta intenso también logra resultados muy vistosos en su complementación con el verde.

Con azul: Lo clásico y lo novedoso se mixturan en un dormitorio verde manzana y azul marino. Esta mezcla es infalible para un dormitorio de varón, sobre todo para los más pequeños.

Sueños anaranjados


Cálido por excelencia, el anaranjado es un color maravilloso para dar un toque de vitalidad al dormitorio, sea juvenil o matrimonial. La versatilidad de este tono permite crear atmósferas informales y vanguardistas, así como decoraciones más sobrias y señoriales. Sea cual sea tu estilo, si te gusta el anaranjado, es tu oportunidad para modernizar la decoración con uno de los colores de mayor tendencia esta temporada.

En dosis exageradas, el anaranjado puede resultar agobiante, sobre todo si la habitación no es de grandes dimensiones. Por esta razón, no es necesario que lo tiñas todo de este color: con algunos complementos lograrás esa templada intensidad que solo el naranja puede brindar, pero en las medidas exactas para que no sature.

Pared pintada

La mejor forma de dar una nota de energía  a tu dormitorio es pintando una de las paredes en color anaranjado, y dejando las demás en color blanco o natural. Esta opción de última moda es una solución muy práctica para quebrar la monotonía de las paredes, marcando el color temático de la habitación y sus accesorios.

Es importante que los cuadros y adornos de la pared estén en armonía con el anaranjado, por lo que trata de elegir piezas en la escala cromática del durazno, rojo, amarillo, salmón, bordeaux y, por supuesto, blanco y negro. Es aconsejable que la pared pintada de color sea la de la cabecera de la cama, ya que de ese modo será la de mayor destaque.

Juegos de cama

La ropa de cama es un elemento muy provechoso para dar un toque distintivo a la decoración. Con solo una sábana y fundas en anaranjado bien fuerte, un dormitorio sobrio y marmóreo se transforma en un reconfortante refugio para el descanso.

Cortinas cálidas

Una cortina anaranjada confeccionada en un material liviano dará un suave matiz de calidez a la iluminación del dormitorio, además de revestir una pared básica de un colorido encanto.

Lámparas colgantes

Y si se trata de dar calidez a la iluminación, qué mejor opción que unas lámparas chinas tipo globo. En este caso, los globos de papel anaranjados se combinan con otros en color natural, dando a un clásico dormitorio de bebé una ambientación más acogedora.

Almohadones

Cojines, pufs, almohadones de suelo… El almohadón es un elemento excepcional a la hora de dar un toque final a toda la decoración. Si quieres crear un entorno con destellos anaranjados, no dudes en forrar tus almohadones o tapizar un sofá cama en este color, integrado tramas lisas y estampadas.

Muebles pintados

Una manera sencilla y eficaz de reciclar muebles y revitalizar la decoración es pintándolos de un color vistoso. Es hora de que la mesita de luz, el escritorio, el armario o el perchero abandonen la tonalidad neutra de la madera y cobren la vitalidad del anaranjado. Para suavizar la potencia de este color, puedes combinar la pintura con blanco o amarillo. No es necesario que pintes todo el mobiliario de naranja: con solo algunas piezas bastará para dar energía positiva a tu habitación.

Combinaciones

Un eterno truco para aportar variedad a la decoración y atenuar el efecto ultra-poderoso de un color cálido como el naranja, es combinarlo con otro color vivo. El azul, al ser su opuesto en la escala cromática y definirse como color frío, se combina naturalmente con el anaranjado dando óptimos resultados en un dormitorio juvenil.

 

Los sofás cama en la decoración

los-sofas-cama-en-la-decoracion

A la hora de decorar nos vemos enfrentados muchas veces a la falta de espacio y a la incapacidad que tenemos de solucionarlo adecuadamente. Una opción para solucionar dicha problemática son los sofás cama, que son muebles versátiles que permiten una gran gama de configuraciones de los distintos elementos móviles que poseen.

Estos sofás nos ofrecen un variado espectro de formas, propuestas estéticas, confort, etc. Los materiales son resistentes y confortables.

El mobiliario multifuncional:

El mobiliario versátil combina la funcionalidad y utilitarismo con la elegancia, en diseños bellos y cómodos.

Estos muebles están fabricados con materiales de alta calidad generalmente en maderas, con tejidos naturales que les brindan una gran resistencia.

Sus mecanismos de cierre y apertura son sencillos y rápidos, para cambiar sin problemas de la función de sofá a la de cama.

Estos sofás son ideales para ambientes reducidos, recibir invitados, etc. Su función es la de ofrecer varias plazas de asiento para el día y una cama amplia para la noche, permitiendo que el comedor se convierta momentáneamente en un dormitorio para huéspedes.

En apartamentos monoambiente, el sofá cama constituye la única alternativa elegante para disimular la cama durante el día y permitir el uso del espacio para comedor o sala, mientras que por la noche, ambienta el espacio para convertirlo en dormitorio.

El mercado ofrece una enorme variedad de modelos de sofás cama, capaces de cubrir diversas necesidades en cuanto a tamaño, diseño, estilos, materiales y funciones.

Podemos diferenciar los sofás cama de acuerdo al sistema de apertura que puede ser frontal, lateral o elevable. Pueden ser de acordeón (los que se pliegan en tres partes formando el respaldo con el colchón), de nido (que tienen el colchón sobre el asiento).

Los sofás cama deben ser desenfundables para poder lavarlos y este tapizado se puede elegir para que combine con la decoración existente.

Un elemento fundamental a la hora de elegir el sofá cama es que se adapte a la forma del cuerpo, posea una densidad adecuada, para que sea duradero.

El Feng Shui para el descanso

el-feng-shui-para-el-descanso

El Feng Shui nos muestra la forma de ordenar el espacio de manera que favorezca la circulación de las energías dentro del hogar que conduzcan al equilibrio de fuerzas combinadas apropiadamente, para corregir el desorden y la desarmonía.

El descanso es imprescindible para recuperar energías, y el Feng Shui nos brinda una serie de conceptos que podemos seguir para mantener la armonía y la paz del hogar.

Consejos para organizar los espacios Feng Shui para el descanso:

• El orden y la limpieza son básicos para lograr un entorno amigable y tranquilo que favorezca la calma, la armonía y la relajación.

• Los colores deben ser cálidos y en tonos pastel, para brindar tranquilidad. Deben acompañarse con iluminación suave. Evitaremos las estridencias dentro del dormitorio. Hay que cuidar los colores de los restantes elementos del dormitorio como mantas, sábanas, cortinados, alfombras, etc. Los azules suaves favorecen los sueños agradables, los marrones crean espacios relajados, el rosa trae calma espiritual.

• El uso de elementos ornamentales debe ser limitado para favorecer el descanso. Los objetos decorativos que se utilicen deben estar en pares (dos lámparas, dos jarrones, dos velas, etc.).

• La presencia del agua es un buen elemento para equilibrar las energías y mantener la tranquilidad.

• Las plantas no son aconsejables en el dormitorio pues crean tensiones. Pero pueden estar presentes en otros sectores de la casa para ayudar a la relajación.

• La ubicación de la cama tiene varias posibilidades. Si apunta al sur, estimula el sueño. Si apunta al norte, favorece la salud y la energía. Apuntando al este da ánimo en la mañana. Si apunta al oeste, evita el estrés. Pero debemos cuidar que ni los pies ni la cabecera estén enfrentados a una puerta o a un espejo. La cama de la pareja debe ser alta, de madera, con una base única que evita los egoísmos y fortalece la unión. Se evitará colocar sobre la cabecera cuadros u otros adornos con puntas, porque favorecen la incomunicación.

• Hay que limitar al máximo los aparatos eléctricos dentro de la habitación (computadores, televisores, equipos de audio, etc.). los que deban estar presentes, se desconectarán por la noche, para evitar los campos electromagnéticos.

• Los muebles deben tener las esquinas redondeadas, evitando los ángulos afilados, estos favorecen los conflictos y discusiones.

• Los espejos se colocarán en el interior de los armarios. En caso de que estén a la vista, pueden cubrirse por la noche.

• Los pisos deben ser de materiales nobles como madera, las alfombras de lana invitan a la pasión. También los almohadones y sábanas de seda producen este efecto, ya que aportan alegría y energía positiva.

El dormitorio del bebé con Feng Shui

el-dormitorio-del-bebe-con-feng-shui

Para el Feng Shui, el entorno en que el niño se desarrolla es de gran importancia para que alcance todo su potencial y sea exitoso en lo personal y en lo profesional.

El orden genera armonía, por el contrario, el caos provoca la desarmonía. Por lo tanto, el dormitorio del bebé debe estar ordenado y no se debe sobrecargar de objetos, pues le restarían energía.

La cuna en el dormitorio del bebé:

La cuna del bebé debe ser de madera según la disciplina Feng Shui, con espacios en la cabecera, debe estar alejada de la ventana, esto garantiza una mejor calidad de vida y un entorno armonioso. Una habitación ideal es aquella que se parece al vientre materno porque es la que ofrece al niño seguridad y confort.

El mantenimiento del orden favorece la circulación del aire y la luz, esto contribuye a darle seguridad y tranquilidad al bebé. Además de esto, es importante los muebles que se elijan, los colores y los juguetes. En las paredes es conveniente utilizar materiales naturales como madera, fibras naturales y pinturas al agua (que son menos nocivas).

La madera es el material idóneo para los primeros años de vida, porque promueve la actividad, la iniciativa, la concentración y la creatividad.

La cuna se debe ubicar de manera que el bebé no pueda quedar con los pies hacia la puerta de entrada, ya que esto es muy negativo y puede tornarlo irritable.

Se evitarán en lo posible las alfombras debido a su capacidad para almacenar tierra, lo cual podría provocar alergias. Debe garantizarse la ventilación apropiada del dormitorio para que las energías positivas circulen y desaparezcan las malas influencias. El mobiliario debe ser lo más sencillo posible.

Las telas de tapicería que se empleen deben evitar la acumulación de polvo.

Las estanterías que puedan colocarse en el dormitorio, no deben ubicarse sobre la cabeza del bebé porque produce dificultades para expresarse y para la convivencia, también algún tipo de rebeldía.

Consejos Feng Shui para la habitación del bebé:

• Emplear materiales naturales para ropa de cama, cortinados, alfombras, pisos, muebles y juguetes.
• Mantener el orden.
• Tener distintos tipos de luz, para el día y para la noche.
• Limitar los aparatos eléctricos cerca de la cuna (filtros de aire, vaporizadores, ventiladores; evitar televisores, teléfonos, etc.).
• Ventilar diariamente.
• Utilizar colores suaves para las paredes, en tonos de verde, azul, rosa, naranja o beige. No utilizar rojos, amarillos, negros o grises.
• La cuna debe estar lo más alejada que sea posible de la puerta, apuntando al norte que simboliza la quietud. Se pueden aceptar el suroeste y el noreste.
• Mantener vacío el espacio debajo de la cuna.
• Limitar el número de objetos en la habitación.
• Es preferible utilizar cortinas en lugar de persianas. Mejor si son blancas.
• Evitar los muebles y objetos con esquinas cerca de la cabecera de la cuna.
• No se aconseja decorar las paredes con dibujos de colores chillones o figuras de acción. Estos temas no favorecen el descanso, son apropiados para el sector de juego. Se aconsejan diseños extraídos de la naturaleza (evitando los animales feroces). La temática marina puede emplearse como detalle, pero no como dominante, porque puede favorecer el desarrollo de trastornos renales o respiratorios.

Feng Shui para los más chicos

Feng Shui para los más chicos

El Feng Shui no solamente se utiliza para los adultos, sino que también tiene muchos beneficios para los dormitorios de los chicos. Se cree que estimula el equilibrio, la relajación, el éxito y hasta la motivación en los más pequeños.

Para lograr un equilibrio en la vida de los chicos, habría que ver qué cosas hay en su habitación y que está pasando en su vida, ya que las dos cosas en conjunto son parte de un sistema que necesita estudiarse como tal.  Por ejemplo, si el niño es disperso y tiene problemas para concentrarse, entonces se recomiendan telas suaves para la habitación, con sonidos naturales y luz tenue.

A su vez, se recomienda crear un espacio que le dé al niño una sensación de seguridad y calidez.  Esto se logra por ejemplo, colocando la cabecera de la cama contra una pared, colocando interruptores en la entrada de la habitación y al lado de su cama.

Por otra parte, se recomienda mantener un órden en la habitación, tratando de eliminar las cosas que no sean necesarias para el niño. Para esto, pueden guardar todos los juguetes, libros etc. en grandes cajas o armarios.

Al igual que los adultos, los niños también necesitan descansar,  por lo que se recomienda moderar el nivel de estímulo para que se pueda inducir el sueño normalmente. Se deben evitar los colores muy llamativos por este motivo.
Se recomiendan 3 tips fundamentales para los padres:

1. Dormir en la habitación.
Se sugiere que los padres duerman alguna vez en la habitación de los chicos, para que vivan la misma experiencia y vean como se sienten. Fíjense si hay algo que haga sombra en la oscuridad que pueda asustar al chico, si se escuchan ruidos, si entra demasiada luz por la mañana, etc.  Si su hijo está teniendo problemas para dormir, puede ser por alguno de estos motivos.

2. Ponerlo en palabras
Se recomienda preguntarse como se sienten en la habitación. La respuesta debería ser una sola palabra, no una descripción de cuánto le gustan las cortinas o la alfombra.

3. Trabajo en equipo
Dependiendo de la edad del chico, se recomienda que ayuden con la decoración. Si el chico tiene la edad suficiente, se le podría consultar y hacer que colabore con algunos detalles.

En cuanto a las habitaciones de niños o niñas, las reglas son las mismas para ambas. Como cada niño es diferente, se sugiere prestarle especial atención a los objetivos y sueños particulares de cada uno.

El dormitorio de una niña debería ser diferente al dormitorio de un varón, de acuerdo con las preferencias culturales que se relacionan con su género. Comúnmente se relaciona el rosado con las niñas y el celeste con los niños. En el Feng Shui esto se deja de lado, y se tiene en cuenta al individuo y sus preferencias.

Decoración temática: fondo del océano

Decoración temática: fondo del océano

Sorprendan a sus chicos diseñando un dormitorio que parezca el fondo del océano. Utilicen todos los colores claros, texturas y diseños tridimensionales que se les pueda ocurrir. Probablemente los chicos tengan muchas ideas para aportar.

Antes de comenzar, deberían buscar qué tipos de sirenas, algas, pescaditos, tesoros, joyas y caracoles marinos les gustaría tener en la habitación. Es mejor preguntar antes y hacer después.

Luego que hayan determinado qué criaturas quieren colocar en la pared, deben comprar la pintura. Consulten con los expertos qué pinturas sirven para distintas texturas, objetivos, etc. A su vez, si piensan pintar los pisos, van a necesitar pintura especial para pisos.  Por último, tengan en cuenta que si van a aplicar varios colores en una misma pared, conviene que sean del miso fabricante, para que las tonalidades sean más compatibles.

Si sugiere pintar el techo de celeste, agregar varias nubecitas, y probablemente un sol o arcoiris. Para las paredes y el piso se recomienda un azul más oscuro, ni muy azul, ni tampoco demasiado verde. Colores que combinen en la ropa de cama y las cortinas agregan un toque muy especial. Una vez que hayan elegido los colores, comiencen a pintar. Si es posible, coloquen el respaldo de la cama sobre la pared, en el medio de la habitación, y agreguen un acuario con pescaditos de colores.
Los animales de peluche y los juguetes como peces y barcos son muy apropiados. Una cortina de baño llena de peces es ideal para la cortina del dormitorio. Una alfombra verde podría ser un alga, y una beige o marrón, puede ser la arena.

Las flores, delfines, pequeños pescaditos y las ballenas gigantes van a hacer la diferencia en la habitación. Si se animan, pueden pintar ustedes mismos la figura de una sirena, si no, siempre pueden recurrir al empapelado o a las imágenes impresas.

No se olviden de colocar un tesoro perdido. Pueden pegarle joyas de mentira y monedas de oro a la pared para crear un look tridimensional.